Enero trajo un nuevo disco a la cada vez más amplia comunidad stoner platense. Esta vez toca el turno de escuchar El Oscuro Mar de la Conciencia; primer LP de los Yama Ancestral. Un correcto álbum de ocho canciones (más un cover: ‘Sandwiches de miga’ de Pappo’s Blues en una interesante relectura en clave onírica apocalíptica) que incluye todas las bondades que un trabajo del estilo debe contener: guitarras potentes con buen gusto para, en el instante que la canción lo requiera, frenar el galope y colgar con líneas psicodélicas; bajos en primer plano conduciendo a la tropa sonora y una batería con un bombo machacante digno de los mejores discos del metal.

Mucho del buen sonido de esta placa debut se debe probablemente al buen ensamblaje del trío, pero sin dudas el trabajo fino grabado en los estudios New Sound y Blackdoor Salas; más el masterizado en Astor Mastering, ayudó a que el concepto inicial no tuviera fisuras.

Una observación que puede hacerse de un aspecto para pulir es el de las líneas vocales. Si bien la voz tiene la potencia y rugidos necesarios, suele pecar por momentos de una recurrencia a melodías con intervalos de notas similares, que las suelen volver un tanto predecible al oído a medida que se familiariza con el correr de los tracks. Aunque también vale la aclaración de que dos de las canciones están unidas en un mismo título (‘Cumbre’ Parte I y II), lo cual excusaría en parte esta reflexión apelando a la noción de leit motiv, tan característico en este tipo de composiciones.

Por Nicolás Arias

Comentarios