“Lo que hacemos es una psicodelia pesada y progresiva”, cuenta el guitarrista Fernando Stapich sobre las atmósferas conceptuales de Recuerda que Morirás. El grupo que completan Martín Intile en voz y guitarra, Nelson Riveros en bajo y voz y Lautaro Rueda en batería, fue seleccionado por el INAMUInstituto Nacional de la Música– y obtuvo el beneficio de poder replicar 1000 copias de una producción discográfica. “Fue todo un desafío. A partir del día de la adjudicación del premio, tuvimos 90 días para solucionar todos los aspectos que nos faltaban, es decir, casi todo”, agrega el violero.

“El disco fue una experiencia para tratar de ver cómo podíamos llevar esa sinergia que funciona en el vivo a algo más frío como un estudio de grabación”

El próximo viernes 10 de noviembre, estarán presentando i en el primer turno de Pura Vida Bar. “Si tenemos que definir al disco, yo diría que es como una recopilación de historias, mitos y una reivindicación de la naturaleza”, cuenta Stapich sobre el concepto del álbum.

¿Cómo llega la banda a este presente?

Martín: Arrancamos en 2009, en un principio con otra formación. Hay temas que directamente no tocamos más porque a medida que fuimos haciendo canciones nos dimos cuenta que la dirección de la banda era otra. Lautaro entró a fines del 2012, lo habíamos convocado, después de que se nos fueron dos bateros, con la idea de grabar un EP y al final quedó como integrante fijo.

Después de eso deciden grabar unas sesiones audiovisuales en la Estación Provincial.

Fernando: Si. Ahí hay temas nuevos y viejos. Eso fue en 2016.

Lautaro: Nos fuimos dando cuenta de que la música ya está pasando demasiado por lo audiovisual. Si no lo tenés, es medio difícil llegar a las personas. Queríamos mostrar lo que veníamos haciendo, que iba en una nueva dirección. Como toda banda fuimos mutando hasta encontrar lo que queríamos: nuevas afinaciones, nuevo estilo y un afianzamiento interesante.

 ¿Hubo cambios en lo sonoro?

Fernando: La experiencia del EP nos dio muchas cosas. Nos sirvió para darnos cuenta en lo que adolecíamos y lo que no. Canalizamos muchos nervios, fue una prueba de fuego para ver a dónde íbamos. Estuvimos afilados y creo que el primer sonido de la banda sale de ahí.

Lautaro: Es un estilo de música muy experimental y fluido. Intentamos que todos los shows sean distintos y creo que es lo que más me gusta de la banda. Mientras más ensayamos más metódico sale, pero si escuchás las sesiones audiovisuales o el disco nuevo varía mucho más lo que hacemos. El disco fue una experiencia para tratar de ver cómo podíamos llevar esa sinergia que funciona en el vivo a algo más frío como un estudio de grabación.

Fernando: Y en el lado compositivo, antes teníamos afinaciones estándar, más cosas de canción y no tanto flash largo. Lo fuimos puliendo y entendimos qué parte del viaje va y cuál se queda afuera, sobre todo para no aburrir.

¿Qué bandas escuchan?

Fernando: Nos gusta mucho Mars Volta, Tool, Mastodon, por nombrar algunas. Después los clásicos Led Zeppelin y Pink Floyd están muy presentes. Cada uno tiene su palo, pero yo creo que nuestra música tiene un elemento de cada influencia o es por lo menos lo que intentamos.

Martín: También la banda persiste en el tiempo porque nos entendemos. Hablo de respetar al otro, darnos espacios y tocar lo que nos gusta a todos, la música que nos gustaría ir a escuchar. En otras bandas hay batallas de egos y es como que no hay lugar para eso acá. Y lo tenemos clarísimo.

Lautaro: Es una banda que en su globo general es progresiva, entonces cada uno mete mucho de lo suyo, de su estilo. Y eso hace algo muy interesante. Respetamos lo que piden los temas. Hemos tenido discusiones o charlas sobre canciones del disco que hasta que no le encontramos la vuelta y quedamos todos contentos, decíamos que no iban a entrar. Hay que abrir, adaptarse y querer que el tema suene.

¿Qué sensaciones les deja haber sido seleccionados por el INAMU?

Lautaro: Estamos muy al tanto de todo lo legal en cuanto a lo musical, los beneficios que tenemos. No recuerdo cómo llegué a la página pero cuando vi la convocatoria les conté a ellos y nos anotamos. Nos enteramos y fue como… “bueno, ahora hay que hacer un disco”. Teníamos muchos temas pero ninguno cerrado en su totalidad. Fue meterle mucha pila porque era demasiado laburo en muy poco tiempo, pero creo que muchos factores estuvieron buenos para obligarnos a hacer cuestiones que si las estirábamos pasaban. Igual lo mejor de todo, es que nosotros pensábamos que era por sorteo, pero nos dijeron que fuimos seleccionados por un jurado.

Importante lo de tener todo legal.

Lautaro: Hay muchas cosas legales que no funcionan si no tenés un disco replicado. Son beneficios que generan una producción de dinero y de movimiento de gente que los músicos que están fuera de ese sistema están perdiendo y mucho. Es impresionante la cantidad de bandas que hay en esta ciudad y son muy pocas las que hacen las cosas legales. Por más que hay muchos a los que no les interesa es un derecho que tenemos todos.

¿Qué preparan para la presentación del disco?

Lautaro: Estamos armando un show que para nosotros va a ser importantísimo por el hecho de que a partir de la salida del disco y de tener un material fuerte para mostrar y distribuir, queremos hacer fechas más completas y moverlo por todos lados. Empezamos a cranear el show para que Pura Vida quede increíble y se den cuenta que fue nuestra fiesta y no una fecha cualquiera.

¿Qué repercusiones esperan de i?

Fernando: Esperamos que sea bien recibido y decodificado por la mayor cantidad de gente posible. Sabemos que no es un género muy ameno al oído, pero dentro de ese espectro de público que tenemos que sea lo más digerible posible. Crecimos y nos dimos cuenta hasta dónde podemos ir y hasta dónde no, sobre todo para no cansar a las personas que te están escuchando.

Por Tomás San Juan
Foto: Prensa Recuerda que Morirás

Comentarios