Por Juan José Llano Oyarzún
Fotos: Violeta Martínez Gonzalez

¿Cómo les explicas a tus padres que a quienes vas a ver no son ni Virus ni Los Redonditos pero que en estos tiempos cumplen el mismo rol en la sociedad platense que aquellos? ¿Cómo les explicas que partieron en las canchas de tierra de la provincia y ahora juegan en los mejores estadios musicales? ¿Cómo les explicas que en países como México o España son tan queridos como en su natal La Plata? ¿Cómo les explicas que los viste en uno de los dos conciertos que dieron en el Teatro Ópera y dejaron a gente sin entrada porque vendieron todo?

El Mató a un Policía Motorizado cumplió su promesa anual con el público platense la semana pasada, dos shows en la sala de calle 58 que en primera instancia serían en el Club “Chacarita Platense” y por motivos del lugar se trasladaron al recinto que los ha recibido desde hace unos años a la fecha. Fue el momento de escuchar en vivo, por primera vez, El Tesoro, tres canciones estrenadas días antes de la velada.

Mientras el público se acomodaba en el Teatro, las luces decayeron hasta el ocaso de las mismas, el telón bordó del escenario se abrió hacia los acostados; cinco siluetas se proyectan sobre una densa neblina que se pierde entre los primeros segundos de ‘Madre’, canción del Lado B de El Tesoro. Decorado con guitarras –que en la edición de estudio no existen- y la marimba calibrada en el pedal Niño Elefante.

Una remetida de sus últimos trabajos se vinieron: ‘Violencia’, ‘Nuevos Discos’ y ‘El Tesoro’, esta última es el adelanto del próximo LP de El Mató lanzará en junio y si el orden de canciones hubiera pasado primero por la de Dinastía Scorpio y luego la del maxi-simple Violencia¸ la evolución del sonido hubiera sido más que notoria. Frescura es el mejor apelativo a lo que ocurriese en ese momento, gran parte de la gente coreando la letra que recién conocían de hace tres días atrás, cómo máximo.

Lo que se vino después es una historia dentro de muchas, una cápsula entre la trilogía y su último larga duración, lo mejor de cada uno para un solo golpe. Es entre esas canciones que ‘Mujeres Bellas y Fuertes’ sobresale más que el resto; no solo porque fuera una de las que el público cantara a coro, sino lo que hoy representa la apropiación del título de la canción con la lucha de las mujeres, un grito de guerra en las marchas y de slogan por las redes sociales.

El encore dio tiempo para que algunos que no frecuentan muchos los recitales, en general, se marcharan y tal vez, dieran media vuelta en la salida cuando el loop que dejara Niño Elefante en su guitarra se calmara para presentar la última que faltaba del simple, ‘Postales Negras’, un instrumental que el mismo guitarrista compusiera para el álbum. La segunda mitad fue una montaña rusa: desde un fallo técnico –o eso nos hicieron creer- en ‘Terrorismo en la Copa del Mundo’, gritos constantes que pedían ‘Chica Rutera’ y el afán de entremezclas las canciones lentas y rápidas.

Lo del jueves y viernes pasados fue la renovación de votos por parte de El Mató a un Policía Motorizado. Un show que toma los colores de sonido que se vendrán en junio/julio cuando salga el LP. Es el momento de recordar que el, desde hace un tiempo, quinteto platense tiene a una ciudad a sus pies, que van tranquilos con lo que hacen y se toman sus tiempos. No necesitan extensos solos de guitarra ni menos complejos acordes, sólo la narración de Santiago Motorizado, sin segundas voces sobre el escenario. Ahora solo queda esperar el segundo semestre para oír y ver el nuevo material de la banda y, por qué no, explicarles a varios que desde hace un tiempo están en el podio con aquellas bandas de antaño.

GALERÍA

Show de El mató a un policía motorizado en El Teatro Sala Opera de #LaPlata. ph: Violeta Martinez Gonzalez

Posted by Revista Distorsión on martes, 2 de mayo de 2017

Comentarios