Uno de los lugares comunes dentro del mundillo de la industria de la música es ese que dicta: “Tienes toda una vida para hacer tu primer disco y nada de tiempo para hacer el segundo”. Fundada en 2013, Fus Delei tuvo cuatro años de un proceso que desemboca hoy en Ideas para un mundo imaginario. ¿Cuatro años de hacer la plancha? No exactamente: Músicos en constante diálogo/influjo con sus pares de la escena de La Plata, la banda cuenta en su alineación con valores como el “todoterreno” Gregorio Jáuregui (El Estrellero, Reales, Muerte al Tío Cosa) o Alejo Klimavicius que también cuenta con experiencias previas.

Estas características prefiguraron un trabajo ecléctico con variados estilos y climas. Desde ‘Todo lo que quiero’, la canción marchosa que abre la placa con unas guitarras que por momento parecieran retomar el sonido de la apertura de TVR; a momentos funky disco en ‘Lo que hoy se despierta’.  Esta última con un pulso anfetamínico que el oyente local puede asociar con los matices explorados por Peces Raros, más que nada en su álbum debut: No gracias.

Lo frenético es un sello que Fus Delei comanda hábilmente como en ‘Caída libre’ (de gran níveo video dirigido por Luciana Demichelis, reconocida valor de la fotografía de nuestra ciudad) con un estribillo de alaridos agudos a lo Reales. Valga la recurrente asociación con otros grupos platense, lo que corrobora que hay una escena de sonidos y recursos retroalimentados y/o prestados en función de su consolidación.

Hay espacio también para algún cuelgue psicodélico (‘Los días de los viajes en el parque’) o una alquimia entre indie guitarrero y quiebres con cortes cuasi progresivos en ‘Volveré’. No falta el estribillo épico y ultra coreable en ‘No me dejes caer de la cama’, y ‘Marea’ es un respiro con una miniatura de guitarras volubles sosteniendo el, escueto, texto recitado: “Marea de ideas y tus ganas de escapar”.

La última canción, ‘Refucilar’, es un logrado instrumental de 6 minutos donde la banda recorre varios climas y donde pareciera que (como muchas veces ocurre en los “último tema de track list”) cifraran una línea a seguir en un futuro próximo. Se verá. Por lo pronto tenemos un disco debut auspicioso, heterogéneo sí, pero con varias puntas que pueden ir solidificando el sonido “Fus Delei” en nuevas producciones. La potencialidad está.

Por: Nicolás Arias

Comentarios